General

Maquillaje: tendencias del 2018 que llegaron para quedarse

El maquillaje ya hace rato que dejó de ser un simple hábito de belleza para convertirse en todo un arte, o por lo menos, en ese momento para una misma en el que jugamos con la cara, con los colores, con los efectos, y demás.

 

Durante los últimos años y gracias a la tecnología, muchas mujeres dejaron de recurrir a profesionales del rubro para prepararse, por ejemplo, para una fiesta. Hay tantos tutoriales que enseñan las tendencias básicas del maquillaje que ya no es tan necesario sí o sí ir a una maquilladora para un evento.

 

Por supuesto que hay quienes prefieren desligarse del tema y siempre las maquilladoras hacen esa magia que no entendemos de dónde sale, pero hoy en día el conocimiento está más al alcance de la mano para las que prefieran encargarse de este aspecto por sí mismas. O al menos podemos aprender un poco acerca de las cuestiones básicas del maquillaje a tener en cuenta para ir un poco más coquetas por la vida.

 

 

En este artículo te contamos las nuevas tendencias en los aspectos principales del maquillaje para que puedas generar los mejores looks de acuerdo con tu gusto y con tu estilo.

 

Labiales: una forma de reinventar el maquillaje

 

Los labiales fueron variando con el tiempo. En los últimos años este rubro se reinventó a sí mismo. Aparecieron colores, texturas y formas de aplicar nunca antes vistos que revolucionaron completamente la industria del maquillaje. Hoy la oferta es tan variada que hay literalmente opciones para cada persona en particular. Además, al haber tanta competencia, la calidad mejoró significativamente.

 

 

Hoy en día un aspecto principal en los labiales es su duración. Antes se acostumbraba a evitar determinadas cuestiones cuando se usaba labial. Al ir a una fiesta, por ejemplo, a la hora de tomar o comer la precaución era mayor, lo mismo que al besar. Las visitas al baño con el porta cosméticos eran más frecuentes. Actualmente esto cambió. Gracias a que los labiales quedan prácticamente intactos por muchas horas, la preocupación por este aspecto, especialmente en los eventos, es mucho menor.

 

En 2018, las últimas tendencias en labiales las marcaron los acabados mate, sobre todo los colores oscuros. Si antes la moda eran unos labios bien brillantes, satinados o mucho gloss, ahora le cedieron el paso al efecto mate de color oscuro, un cambio impactante que sin dudas fue genial: bordó, rojo vino, violetas y morados tomaron la delantera. Un tip infaltable para que queden bien: que los labios estén muy bien hidratados antes de la aplicación.

 

Actualmente está surgiendo, a partir del acabado mate, la tendencia de los labios de vidrio o GlassLips, que se trata de darle al acabado mate un efecto mojado.

 

Ojos: desde el efecto natural hasta las miradas intensas

 

Si hay un aspecto dentro del mundo del maquillaje que corrobora lo mencionado más arriba acerca de que se ha convertido en un arte, este es el de los ojos, con colores de sombras cada vez más intensos y formas más variadas de aplicarlos.

 

En 2018 hubo dos tendencias en el ámbito del maquillaje para ojos: el look intenso con varios colores y un efecto en degradé o esfumado, y el look natural. Como decíamos antes, la disponibilidad de las tecnologías, sobre todo las redes sociales, contribuyó en gran medida a que muchas mujeres que quizás antes no se maquillaban por no saber cómo hacerlo, ahora puedan tener nociones básicas de maquillaje. El look natural hace que el rostro luzca mejor sin dar sensación de estar muy maquillado.

 

 

Para los looks naturales hay infinidad de paletas de colores pastel o tierra, que dan profundidad a la mirada al mismo tiempo que ofrecen una naturalidad única. Del lado de los looks más intensos, los protagonistas del momento son los delineadores negros, especialmente los líquidos, que permiten mayor definición. Aplicados con una técnica que intensifica el grosor de la línea y la lleva más allá del párpado, los delineadores contribuyeron este año a crear miradas con una intensidad y profundidad destacadas.

 

También actualmente el protagonismo se lo llevan las sombras de colores fuertes. Mate o satinadas, cada vez hay más juegos de sombras especializados en un solo color con varias gamas. Si antes la norma era aplicar sombras más claras en el párpado móvil e intensificarlas hacia afuera del ojo, actualmente el brillo intenso en todo el párpado se lleva el protagonismo y queda genial.

 

El resto del rostro: bases, iluminadores y rubores

 

Con respecto a las bases, al cobrar mayor importancia el look natural, el famoso No make up Make up, las protagonistas fueron las bases más livianas y las bbcreams. Sumadas al polvo compacto o al polvo translúcido, crean el acabado perfecto para lucir una piel con un brillo natural. De todos modos, para cada piel será distinta la base a aplicar.

 

Sin embargo, como también cobró mayor protagonismo el look intenso, con brillos, contrastes y mayor cantidad de colores, disponibles en gamas más amplias, también es una tendencia muy vigente el uso del rubor de tonos marrones para marcar algunos límites y formas en el rostro, junto con los iluminadores para resaltar las zonas que más queremos que brillen.

 

Muy comunes son los juegos de tres elementos: el rubor, el bronzer (rubor más color tierra) y el iluminador, que pueden venir en polvo, en mousse o crema. Cualquiera sea su forma, son tres elementos que, combinados, crean un look increíble.

 

Estas tendencias nacieron en el 2018 y si bien van mutando y evolucionando, evidentemente llegaron para quedarse por un tiempo.