General

LOS COCHES DE NUESTROS SUEÑOS.

Todos tenemos un amigo o familiar que ha conseguido un chollo impresionante a la hora de comprarse un coche de segunda mano, otra cosa es saber si de verdad ha sido un chollo o si realmente lo es tanto.

Desde nuestra más tierna juventud todos hemos querido tener un buen coche, pero claro un buen coche de una marca importante es algo que vale mucho dinero y aun así todos tendemos a fijarnos en los coches de Alemania.

En Alemania están ubicadas las principales compañías de fabricantes de coches del mundo, marcas como la BMW, Volkswagen, Mercedes, Audi . Estas marcas son las más deseadas por todos los amantes de los coches del mundo ya que sólo con pronunciar sus nombres nos vienen a la mente conceptos como tecnología, innovación, lujo, velocidad… y es cierto, todos los coches fabricados por estas grandes compañías se convierten en referentes en el mundo del motor.

Sabiendo esto todos estamos deseosos de encontrar alguna forma de obtener un coche de algunas de estas marcas ya que es una promesa de seguridad, tecnología, comodidad y durabilidad, porque estos coches son coches que están hechos para durar.

COMPRAR UN SUEÑO.

A la hora de comprar un coche de segunda mano de una de estas grandes marcas debes ser muy consciente de qué marca exacta y que modelo de esa marca quieres, una vez que sabes esto lo demás es sencillo. Hay muchas empresas que se encargan de preparar todo el papeleo, buscarte el coche que necesitas e incluso traerte el coche hasta la puerta de casa, es la opción más cómoda pero, por supuesto, tiene un precio.

Si quieres ahorrarte un dinero puedes hacerlo tú mismo, debes buscar en el mercado de ocasión alemán la marca y el modelo del coche que deseas, una vez que encuentras el que quieres y llegas a un acuerdo con el vendedor, debes o bien desplazarte al estado en el que está el coche de tus sueños o bien encargar a una empresa de transportes que acerque el coche hasta tu domicilio. La primera opción parece muy romántica, desplazarnos por media Europa para conseguir nuestro coche y volver a casa montados en él, el problema es que el papeleo del coche puede llevarte varios días con los consiguientes gastos que te generará la estancia en Alemania. Para no arriesgar yo veo preferible la segunda opción, puede que salga un poco más caro y sea una opción menos romántica, pero te dejan el coche en tu domicilio y te ahorras un montón de hazañas en el país teutón.

Elijas la opción que elijas, lo importante es que al final tengas el coche que realmente deseas, en buen estado y a un precio inmejorable.